La fe de la Alasita invade los corazones paceos
24 de Enero, 2013
 

Hoy en el campo ferial de La Paz, exactamente a mediodía como es tradición, se dio por inaugurada la feria de la Alasita 2013 con la presencia del Presidente de Bolivia Evo Morales y el Alcalde de La Paz Luis Revilla.

Los paceños como cada año acudieron a comprar miniaturas y a pedirle al dios de la abundancia el ekeko que las haga realidad, este ritual se cumple exactamente a las 12:00 del mediodía cada 24 de enero.

Mientras la gente se afanaba por adquirir sus sueños en miniatura, en el palco oficial se llevaba adelante la ceremonia de inauguración, donde participaron el Presidente Evo Morales, el Alcalde Luis Revilla y otras autoridades gubernamentales y municipales, al momento de su intervención el Presidente destacó el trabajo de los artesanos y aseguró que él cree en el ekeko y que traerá abundancia y fortuna para Bolivia, por su parte el Alcalde agradeció los regalos de los artesanos y aseveró que el dinero que espera se haga realidad, servirá para construir hospitales, traer los buses y mejorar la ciudad de La Paz.

Ambas autoridades pasada la ceremonia de inauguración procedieron a un recorrido a través de la feria e incluso jugaron un partido de las tradicionales “canchitas”, repartiendo billetitos y compartiendo con la población llegaron al mercado Camacho para disfrutar de un almuerzo.

Con fe, devoción y mucha alegría las arterias paceñas se llenaron de gente que adquirió billetes, canastas, ollas de barro, títulos profesionales, pasaportes, vehículos, casas y un sinfín de miniaturas que esperan el ekeko les traiga el presente año.

Entre las novedades se pueden encontrar los certificados de divorcio, las laptops y las figuras de serpientes porque según los artesanos este año corresponde a ese animal.

Distereo Radio Web realizó un recorrido y te invita a observar la más extensa galería de fotos en www.facebook.com/distereo además puedes escuchar a continuación las entrevistas con el Presidente Evo Morales y el Alcalde Luis Revilla.